¿TOMAS ZUMO CON TUS MEDICAMENTOS ?

imagesCA82912K
¿Sabes que algunos zumos de frutas aumentan, ralentizan o incluso anulan el efecto terapéutico de algunos medicamentos? A esto se le conoce como “interacción fármaco-nutriente” o “interacciones entre alimentos y medicamentos”.
Sabemos que un desayuno saludable incluye un buen zumo, pero muchas veces, puede ser más perjudicial que beneficioso según a qué medicamento acompañen:
Zumo de Pomelo: con propiedades depurativas y diuréticas, se desaconseja tomarlo con antihistamínicos, antihipertensivos, reductores del colesterol o medicación psiquiátrica.
Zumo de piña: puede afectar de forma negativa el efecto de los anticoagulantes orales tan utilizados en caso de trombosis o embolia
Zumo de manzana: no conviene mezclarlo con medicamentos para la hipertensión, algunos antibióticos y medicamentos prescritos tras un ataque cardíaco.
Pero no siempre tienen efectos negativos, el zumo de naranja aumenta la absorción del hierro de complementos utilizados para tratar la anemia ferropénica o en procesos de embarazo y lactancia.
Lo mejor es tomar los medicamentos con agua ya que su composición química garantiza la acción del medicamento.

Fuente: Biblioteca Sanitas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s