CUIDAR NUESTRO CEREBRO

libro

CONSEJOS PARA RETRASAR EL DETERIORO COGNITIVO

  • El sueño repara el sistema de circulación,      mejora la concentración y la memoria
  • El ejercicio y la nutrición también ayudan a      mantener el cerebro saludable
  • Un estilo de vidan saludable puede reducir el      riesgo de Alzheimer
  • Álvaro Bilbao da las claves para cuidar el      cerebro a través de su nuevo libro

Un buen motivo para dormir más. Según el neuropsicólogo Álvaro Bilbao, “perder una hora de sueño al día reduce en un 40% las probabilidades de tener un buen día”. El sueño, no sólo tiene un efecto inmediato en las funciones intelectuales y el estado de ánimo, a largo plazo, asegura el experto, crea nuevas conexiones neuronales que protegen al cerebro de enfermedades como el Azheimer o la pérdida de memoria asociada a la edad.

Hay mucha gente que no le da la importancia suficiente al descanso nocturno, apunta Bilbao. “Bill Clinton decía que con cinco horas de sueño tenía suficiente. Dos años después (ya no era presidente de EEUU), le dio un infarto y dijo que estaba convencido de que había sido por culpa de 20 años sin descanso y que los peores errores de su carrera estaban motivados por el cansancio”. Aunque a priori puede parecer que el cuerpo aguanta y que no necesita más horas de sueño, al final, “el organismo lo paga con el paso del tiempo

Teniendo en cuenta que en 2050 el número de afectados por Alzheimer se va a triplicar, así lo anticipaba un estudio publicado en la revista ‘Neurology’, quizás sea el momento de prestar más atención al cuidado del cerebro, pero ¿cómo? El nuevo libro de Bilbao, ‘Cuida tu cerebro… y mejora tu vida’ explica todos y cada uno de los consejos más efectivos para retrasar el deterioro cognitivo.

Además del sueño, el ejercicio físico y socialización son claves. “Crean neurotransmisores, fortalece el sistema inmunológico y ayuda a prevenir la inflamación del cerebro, que ahora sabemos que interviene en el desarrollo del Alzheimer y la depresión”, señala el neuropsicólogo.

Cerebros ‘cultivados’

La curiosidad y las nuevas experiencias también protegen de estos trastornos. “Una persona muy cultivada, a lo largo de su vida, logra un cúmulo de conexiones sinápticas tan importante que su cerebro puede llegar a pesar 100 gramos más. El cúmulo de aprendizajes ayudan a envejecer mejor y a resolver problemas difíciles con menor esfuerzo”.

Otro de los puntos básicos para cuidar el cerebro es el desarrollo del lenguaje. Varios estudios han encontrado que entre las personas analfabetas, el Azheimer se presenta a edades más tempranas y, por el contrario, entre aquellas a las que les gusta la lectura o escribir, la pérdida de memoria asociada a la edad se retrasa. Relacionado con este apartado, de todos los pasatiempos para la mente, “recomiendo los crucigramas. Mi abuela completó un crucigrama al día durante toda su vida adulta y falleció a los 99 años con la mente más lúcida que yo he visto en una persona de su edad”.

Pero no basta con este ejercicio. Hay que saber comer, subraya este especialista español, formado en el Hospital Johns Hopkins (Baltimore). “El consumo de pescado y fruta está asociado a un mayor desarrollo cognitivo, al igual que los hidratos de carbono complejos (harinas integrales)”. Conviene, además, evitar la sal, los conservantes y los colorantes, que contribuyen a la inflamación del cerebro. El autor del libro propone varias recetas neurosaludables a través de su  blog.

Y, por último, a modo de resumen, el estrés y el estado de ánimo. “Un cerebro optimista ayuda a ser más feliz y retrasa la oxidación cerebral y el riesgo de sufrir un ictus o Alzheimer”.

En definitiva, “las neuronas con las que leemos un tebeo de niños son las mismas que cuando leemos un periódico a los 70 años. No se renuevan. Hay que cuidarlas” y cuanto antes se empiece este ejercicio de fondo, mejor. Un estilo de vida neurosaludable puede reducir el riesgo de sufrir Alzheimer alrededor de un 30%. “Si se descubriera una vacuna contra el Alzheimer, tendría más eficacia en las personas que se hayan cuidado su cerebro a lo largo de su vida”, concluye Álvaro Bilbao.

Fuente: Laura Tardón

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s